Chapter 1 Chapter 2 Chapter 3 Chapter 4 Chapter 5 Close

Introducción

La gestión de dinero es el proceso mediante el cual uno sabe dónde está gastando el dinero hoy y además cuenta con un plan bien diseñado del destino que quiere darle a su dinero en el futuro. Este programa cubrirá los conceptos esenciales de la gestión de dinero y le enseñará a:

  • Fijarse metas
  • Organizarse
  • Dejar de malgastar
  • Elaborar un presupuesto
  • Ahorrar dinero

 

Capítulo 1: Fíjese Metas

Fijarse metas financieras es emocionante: es su oportunidad de decidir qué desea hacer realmente con su dinero y de lograr dichas metas sin tener que pedir dinero prestado para concretarlas.

Fíjese metas específicas
Las metas financieras son específicas no generales. Antes de comenzar a ahorrar, decida exactamente qué desea, cuándo lo desea y cuánto le costará.

Existen tres tipos básicos de metas: a corto plazo (que pueden concretarse en menos de un año), a mediano plazo (que pueden concretarse entre dos y cinco años) y a largo plazo (que pueden concretarse en más de cinco años). Si usted tiene distintas metas, puede optar por concretarlas todas juntas o concentrarse en una de ellas primero y luego pasar a la otra. Calcule el dinero que debe ahorrar:

 

Para las metas a corto y mediano plazo, el cálculo de cuánto dinero necesita ahorrar por mes es simple: el costo dividido por la cantidad de meses que debe ahorrar.

Ejemplo: La computadora laptop que quiere cuesta $800 y quiere comprarla en seis meses. Para alcanzar esa meta, debe ahorrar $133 por mes ($800/6 = $133).

Las metas a largo plazo son un poco más complicadas por algo positivo: usted puede depositar sus ahorros en un instrumento de inversión y ganar intereses, lo cual le ayudará a concretar la meta para la cual está ahorrando.

Ejemplo: Su meta es ahorrar $10,000 en diez años para la educación superior de su hijo. Si su tasa de rendimiento (interés) anual promedia el ocho por ciento, usted deberá ahorrar sólo $55 por mes.

Nota: El interés que puede ganar dependerá del producto de inversión que elija. Sin embargo, recuerde que cuanto más alta es la ganancia mayor es el riesgo. Nunca celebre un acuerdo de inversión sin antes investigar y comprender el acuerdo en su totalidad.

Sea flexible
Cuando ahorra para sus metas, sea flexible. Si simplemente no puede ahorrar el dinero que usted pensó que ahorraría, no se dé por vencido. Considere la posibilidad de extender la fecha fijada para cumplir la meta, reducir la cantidad necesaria para la meta o aumentar sus ingresos para poder ahorrar más.

Copyright © 2008 BALANCE